*Niños y niñas de Oaxaca  se preparan para participar  esta noche en la tradicional Noche de Rábanos

Redacción

Este lunes niños y niñas de  entre 6 y 12 años de edad acudieron a la cosecha de rábanos que se llevó a cabo este lunes en los campos experimentales del bosque El Tequio.

Acompañados de sus familiares,  las y los menores  cosecharon cientos de tubérculos con los que elaborarán figuras diversas que expondrán en la tradicional Noche de Rábanos este 23 de diciembre.

Realizaron la cosecha  niños y niñas en edades de 6 a 8 años y de  9 a 12 años de edad, quienes intentarán sorprender  a visitantes nacionales y extrajeros con la realización de 10 obras individuales y una completa.

Ronaldo de 11 años de edad, quien encontró el Rábano más grande, dijo, no quiero que se pierda esta tradición, por  lo que haré figuras de una Guelaguetza para mostrarlas a la gente la noche de rábanos.

En tanto Fernanda, de 8 años de edad, aseguró que sorprenderá a los jurados, como lo hizo el año anterior al  ganar.

La habilidad e ingenio de las niñas y niños al transformar las figuras caprichosas de los tubérculos en figuras, podrán ser admiradas  este 23 de diciembre en el Zócalo capitalino.

La Noche de Rábanos es una festividad que de acuerdo a la información de  “Noche de Rábanos” del escritor y cronista oaxaqueño Alejandro Méndez Aquino, data del año 1897, el motivo de origen es la elaboración de los  figuras del nacimiento de Jesús con los tubérculos  pero también se realizan figuras representativas a otras fiestas locales y  emplean otros elementos como hojas de  totomosle para realizar figuras de algunos templos históricos, u otros diseños originales, en su mayoría representativas de la cultura cristiana y relativa al periodo de evangelización, aunque de pronto también sobresalen diseños hibridos.

Según las referencias en el siglo XIX los comerciantes iban a la Plaza de Armas de la Vieja, hoy Jardín de la Constitución, a vender pescado seco. Para hacer más atractivo su puesto y aumentar la venta,  comenzaron a adornarlos creando figuras hechas a base de rábanos y otras verduras y hortalizas que habían aprendido a cultivar.

Actualmente esta tradición que se realiza en la capital del estado de Oaxaca, cada año en la misma fecha, y es también muestra de las habilidades de personas de diferentes oficios, así frente a cada stand que muestra sus originales diseños, se puede apreciar el trabajo del artesano, comerciante, artista, y también de la horticultora u horticultor.

 

 

Oaxaca Media es un espacio para el periodismo digital local. Trabajamos por el bien común con criterios de ética y responsabilidad social en la información.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.