la foto-5

Agotada la infraestructura médica del Hospital Civil

20140218-093521.jpg

Hasta marzo distribuidor vial de 5 señores

febrero 18, 2014 Comentarios (0) GENERAL, Política, Política y salud

Sobresaturación limita atención oportuna en Hospital Civil

Hospital Civil Aurelio Valdivieso

Segunda y última parte

Rocío Flores/

El Hospital Civil fue concebido como una institución que atendería a once mil pacientes y en la actualidad se atiende  en promedio de 20 a 21 mil al año , lo que imposibilita la atención oportuna

 El personal médico

 En entrevista realizada a familiares de internos e internas del Hospital Civil respecto a la atención del personal, algunos manifestaron que los servicios que ofrecen los especialistas en este nosocomio son de gran validez y apoyo a personas de escaso ingreso económico. No obstante, en algunas ocasiones se tienen que enfrentar con malos tratos por parte de médicos, enfermeras y enfermeros que muestran poca sensibilidad.

El personal médico entrevistado coincide en señalar que la misma sobresaturación hace que el trabajador tenga situaciones de mal manejo con sus pacientes, esto puede ser por el agotamiento o agobio laboral, en el que las autoridades no han puesto atención, aunque desde luego hay quienes por su carácter personal ofrecen mal trato a los pacientes, aunque son los que menos deben repercutir en esta situación.

“Muchas veces el familiar quiere rapidez en la información de su paciente, pero en ocasiones nos enfrentamos con un agotamiento laboral”.

En este sentido solicitaron la comprensión del familiar porque, “debido a la misma situación en que estamos, no nos permite darle una atención tan rápida en cuánto a la información, principalmente”.

Señalaron que no solamente en esta institución se sufre por falta de recursos, sino también en otras del estado. En el caso del Hospital Civil no es falta de recursos humanos, sino de quipo y material y el volumen de pacientes que acuden aquí.

“Un trabajador muchas veces está preocupado porque la paciente no tiene cama y está viendo dónde lo va a colocar, y esa no es chamba del médico ni de la enfermera, esa es una tarea de quienes administran la salud, ese trabajo es de otro rubro, pero lamentablemente el familiar y el paciente se enfrenta con el médico o enfermera”.

 La atención a mujeres

Ante los casos de insensibilidad o mal manejo de pacientes que han parido afuera de clínicas ubicadas en el interior del estado, Echeverría Reyes, adscrito al área de Ginecología, comentó que, de hecho, muchas de las personas que atienden estás áreas son mujeres, y eso hace que se brinde el servicio desde una perspectiva diferente.

Opinó que muchos de los partos fortuitos extra hospitalarios que se han presentado, se deben a la falta de sensibilidad en el manejo del trabajo de parto, exceso de confianza, probable negligencia o también la falta de experiencia. “Ninguno de los que estamos aquí puede garantizar exactamente el tiempo en que se parirá, sin embargo la paciente no tendría que ir a dar vueltas a la Fuente de las Ocho Regiones o regresar a su casa, es un actuar irresponsable porque tienen que estar en una sala de labor, alguien tiene que estar vigilando la evolución”, puntualizó.

De acuerdo a especialistas en Ginecología a partir de los dos grados de dilatación la mujer debe de estar vigilada; se debe observar la evolución de su trabajo de parto, es una regla universal que a partir de los dos grados de dilatación en adelante, y contracciones uterinas con buena intensidad y frecuencia, debe ser atendida.

“N lo que sucede en el caso del Hospital Civil es que por la demanda que se tiene en esta institución muchas veces no es posible, y cuesta mucho porque tenemos que atender primero los casos de embarazos de riesgo, los más graves, y cuesta trabajo atender el ‘parto común’”.

Pese a lo anterior, especialistas de la salud coinciden en que se necesita mayor sensibilidad para dar atención a este sector.

 

Las posibles soluciones

 Desde hace más de 5 años se pensó, según médicos entrevistados, en “la romántica” idea de que con la apertura del Hospital de la Mujer de Reyes Mantecón se tendría una posibilidad de enfrentar este problema y descongestionar al Hospital Civil, al canalizar a dicho centro a las mujeres a punto de dar a luz.

En un inicio se pensaba que un área de ginecoobstetricia y de neonatología ofrecería estos servicios en dicho hospital, pero se fueron reduciendo el números de camas: de 180 se pasó a 120, y a la fecha se desconoce el número de camas que finalmente albergará el hospital cuando entre en función.

“Lo mismo decían del Hospital de Especialidades, que iba a venir a descongestionar los servicios de salud, pero está lleno allá y está lleno aquí, lo que confirma la afirmación de que la infraestructura hospitalaria es insuficiente”, indicó el ex dirigente de la Ssubsección 07 del SNTSSA.

 

Los recursos

Con la llegada del Seguro Popular, coinciden los galenos entrevistados, los servicios aumentaron, aunque señalaron que es un buen programa de salud porque se brinda atención y apoyo a las familias. “Lo cuestionable es la forma en que fluyen los recursos” señaló el pediatra Echeverría Reyes.

Al Hospital Civil se le asigna de parte del Gobierno del Estado, según la fuente, 780 mil pesos para todo el año, cuando la necesidad del hospital es de un millón 200 por día para poder operar, “ni idea tienen de la salud, no comprenden”.

 Los insumos

 También es un problema grave, en diciembre el surtimiento fue de 76 %. Debido a la presión de los trabajadores éste ha aumentado. La compañía con la que trabaja el seguro popular no cumple, y no trae medicamentos y material de curación.

La calidad de los insumos es otro de los factores que inciden en los resultados del paciente, hay mala calidad en los catéteres, por ejemplo.

Mientras tanto, ante esta situación, quienes padecen, se inconforman o aceptan las condiciones de atención por no tener otro recurso, son los pacientes y familiares que día a día se encuentran con menos posibilidades de acceder a otros servicios que mejore su situación en el sentido de la salud, su calidad de vida.

Cabe señalar que esta información sobre el estado en que se encuentra el hospital, la evidente sobresaturación y efectos tanto para los trabajadores del área de salud como para las personas que demandan estos servicios, es conocida por la Defensoría Estatal de los Derechos Humanos de Pueblo y de su presidente, Arturo Peimert, quien conoció desde el año pasado las diferentes carencias y comprometió su palabra de dar un seguimiento sobre las mejorías en el derecho a la salud que deben tener las y los oaxaqueños.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>