Los Pueblos del Jaguar: Don Lino Hernández, guardián de los bosques comunales de la Sierra Norte

Nuestra lucha no ha sido en vano, los bosques son herencia de nuestros antepasados , es nuestra responsabilidad conservarlos para las futuras generaciones, cuidándolos y manejándolos correctamente”

Don Lino

Pocos seres humanos han representado verdadera y efectiva luz en este camino por el “México Profundo”, como Don Lino Hernández Hernández, comunero chinanteco de Santiago Comaltepec, población ubicada en la Chinantla Alta de Oaxaca.

Don Lino nació en esa comunidad serrana el 23 de Septiembre de 1943. Pero fue hasta el año 2013 cuando tuve la fortuna de conocer Santiago Comaltepec y de entrevistar a Don Lino personalmente. Fue un privilegio el que él nos contara de su incansable y loable labor en favor de la lucha y la defensa de los bosques, ahora comunitarios de la Sierra Madre de Oaxaca también conocida como Sierra de Juárez.

Don Lino habló de su entonces condición como presidente del Comisariado de Bienes Comunales de su comunidad cuando sucedió el proceso de reflexión, organización, resistencia y lucha colectiva en contra de la empresa  Fábricas de Papel de Tuxtepec (Fapatux), entonces concesionaria de la explotación forestal en la región, de la consolidación de la Organización por la Defensa de los Recursos Naturales de la Sierra de Juárez  (Odrenasij), de los inicios pioneros del Manejo Forestal Comunitario y en general de la organización comunitaria para la defensa del territorio y los bienes naturales comunes: agua, bosque, etc.,  en beneficio colectivo de las presentes y futuras generaciones.

En 2016 se apagó su luz. Don Lino descansa en paz. Pero su ejemplo de lucha  y herencia para las nuevas generaciones debe seguir vigente. Por ello, va este este pequeño, justo, merecido y pertinente homenaje en memoria de él  y muchos otros luchadores socio-ambientales, quienes muchas veces nos dejan y su ausencia y legado son totalmente inadvertidos por la ciudadanía.

Fue un verdadero honor haber compartido el mezcal en vida, así como participar de su sapiencia, luz y guía en esa mágica visita a Santiago Comaltepec y sus bosques comunitarios ahora referentes a nivel mundial, ejemplo de utopía en términos de sustentabilidad,  lo cual implica, en esencia y praxis, lo que ahora se conoce como el Manejo Forestal Comunitario y la conservación comunitaria consciente y voluntaria  que llevan a cabo los pueblos originarios desde hace siglos, en beneficio común de toda la especie humana y del resto de los seres vivos con que comparte este momento sobre la faz de la Madre Tierra.

Por la conservación de la biodiversidad mesoamericana: ¡larga vida, homenaje, reivindicación y memoria colectiva para los verdaderos héroes socio-ambientales y su incansable labor en favor de la conservación de la vida!¡larga vida al Manejo Forestal Comunitario!¡Larga vida a los Pueblos del Jaguar!

Biólogo-Herpetólogo y Fotógrafo

3 Comments

Laura

noviembre 8, 2021

La esencia de quien en vida no ambicionó nada material..solo la conservación y defensa de los bosques de esta comunidad…gracias a quien rinde este homenaje a 5 años de su ausencia física….Gracias Elí…

Responder

Javobo lopez

noviembre 8, 2021

En verdad gracias por reconocer a un gran ser humano que peleó con uñas y dientes si así lo queremos ver, para que la Sierra Juárez tuviera autonomía en el manejo forestal y que las empresas dejarán de acabar con los bosques de los pueblos hasta donde estés padrino gracias ya nos tomaremos un mezcal en su tiempo cuando te vaya a alcanzar, gracias por ese reconocimiento Biólogo Eli

Responder

Francisco Chapela

noviembre 9, 2021

Lino sigue vivo en el legado que nos dejó. Aunque se siente su ausencia, su defensa sin descanso de la forma de vida chinanteca y de sus bosques está más vigente que nunca. ¡Salud, Lino!

Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.